Límites de la minería

Por Héctor Béjar

fuera-mineras-canadiensesLa Barrick Gold Corporation, la Gold Group, la Yamagold, la Greystar operan en minas a cielo abierto en muchos países del mundo, entre ellos el Perú. Pero encuentran muchas dificultades en Canadá debido a la intensa actividad de reclamación legal de la sociedad civil en aquel país contra la minería contaminante.

En enero de 2010, la Corte Suprema de Justicia de Canadá determinó que los grandes proyectos mineros están obligados a una evaluación de impacto integral y no fragmentada, para evitar que se oculten las consecuencias contaminantes de la inversión.

El gobierno canadiense usa los impuestos pagados por sus ciudadanos para promover minería en Honduras contra la voluntad de los hondureños. Cuando el presidente Manuel Zelaya fue derrocado, estaba a punto de ser aprobado en el Congreso un proyecto de ley prohibiendo la minería a cielo abierto y el uso de cianuro. Los canadienses, encabezados por el embajador Cameron Mac Kay y la compañía Mustang Alliances, fueron muy activos en el apoyo al golpista Porfirio Lobo, quien cortó el proceso y promovió un nuevo código aprobando la minería contaminante.

Según la Fundación para la Minería Argentina este tipo de minería ha sido prohibido en Turquía desde 1997, en Alemania, en los estados de Montana y Colorado (Estados Unidos), en la República Checa desde el 2000.

Hace diez años, la mina Bala Mare derramó cien mil metros cúbicos de cianuro desde el embalse de una mina de oro del sistema fluvial Tisza-Danubio en Rumanía, un tributario del río Danubio que pasa por Hungría y Serbia, lo que causó el mayor desastre ecológico de esa época en Europa central; se vertieron más de cien mil metros cúbicos de agua contaminada con cianuro. En Montana, el agua deberá ser tratada por años para reducir el efecto de los vertidos tóxicos de la mina Zortman-Landusky en 1998; y se ha prohibido el cianuro en cualquier nueva mina a cielo abierto.

En 2010, mediante la Resolución RCB7, el Parlamento Europeo pidió a la Unión Europea que prohíba la extracción de minerales usando cianuro. En la resolución se afirma: “En los últimos veinticinco años se han registrado más de treinta accidentes importantes relacionados con el vertido de cianuro”.

El cianuro es usado para disolver el metal de la roca cuando éste no se encuentra en forma de veta sino en forma difusa. El cianuro también extrae mercurio que puede terminar en las aguas. El informe añade: “No existe ninguna garantía real de que no se vuelva a producir un accidente semejante, especialmente teniendo en cuenta el incremento de las condiciones meteorológicas extremas, como se prevé en el Cuarto Informe de Evaluación del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático.

Como informé en esta columna, el Congreso de Costa Rica prohibió la minería a cielo abierto, decisión que ha sido confirmada por la Corte Suprema de Justicia luego de una batalla jurídica con la Infinito Gold.

El uso del cianuro ha sido prohibido en las provincias argentinas de Chubut, Río Negro, Tucumán, Mendoza, La Pampa, Córdoba y La Rioja. En setiembre de 2008, la Legislatura de Córdoba, mediante Ley Provincial, prohibió la explotación de uranio y torio; y el uso de sustancias químicas contaminantes, tóxicas y peligrosas como el cianuro, cianuro de sodio y ácido sulfúrico. Noventa pedidos privados para concesiones mineras han sido anulados.

Uno de los financiadores de la contaminación es la Corporación Financiera Internacional (ICF), perteneciente al Grupo del Banco Mundial.

La Exposición de Motivos de la Ley que prohibió la minería en gran escala a cielo abierto y el empleo de cianuro en Costa Rica sostiene que existe consenso en no permitirla cuando la región afectada tiene un alto valor productivo o ambiental; cuando los procedimientos van a tener un efecto irremediable; cuando las consecuencias pueden ser catastróficas; cuando los emprendimientos no generan desarrollo tecnológico.

 

Fuente: Agenda Global