Pronunciamiento: Reprobamos las agresiones hacia integrantes del COPINH y la comunidad internacional del Encuentro Berta Cáceres Vive

Reprobamos las agresiones físicas y verbales ejercidas a compañeros y compañeras del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH), a su coordinador general Tomas Gómez, a Sotero Chavarría y a la comunidad internacional del “Encuentro de Solidaridad Bertha Cáceres”.

encuentro-bertha-viveEste 15 de abril por la tarde alrededor de cincuenta personas armadas de la empresa DESA bloquearon el paso de compañeros del COPINH y a organizaciones y medios de comunicación nacionales e internacionales, agredieron con piedras a compañeros/as de nacionalidad extranjera y amenazaron verbalmente a Tomas Gómez y Sotero Chavarría. Ezequiel Sánchez camarógrafo de Telesur fue amenazado por hombres armados quienes le dijeron “los vamos a despedazar si siguen grabando”, asi mismo los mexicanos Heriberto Paredes Coronado y Aldo Santiago López de Subversiones (agencia de medios libres) fueron amenazados con machetes. Las agresiones se dieron lugar en un sitio protegido por la policía nacional y el ejercito solicitado por la empresa DESA y dispuesta por las autoridades nacionales para proteger el proyecto hidroeléctrico Agua Zarca. Tanto la policía y el ejercito no detuvieron a los agresores armados con machetes y armas de fuego, y permitieron el ejercicio de la violencia a integrantes de una actividad pacifica y de solidaridad internacional que se realiza por el asesinato de Bertha Cáceres y en apoyo al COPINH.

La Empresa DESA, promotora de la Hidroeléctrica Agua Zarca hostiga, amenaza y viola sistemáticamente los derechos de los integrantes del COPINH, quienes han defendido su territorio y sus ríos de dicho proyecto. La empresa en días anteriores criminalizó al pueblo Lenca mediante un comunicado emitido el doce de abril (http://hidroelectricaaguazarca.hn/assets/documentos/PRONUNCIAMIENTO_ANTE_PROXIMAS_MANIFESTACIONES.pdf) donde afirma que es de su conocimiento que los/as compañeros realizarían una manifestación frente al sitio del proyecto y dado que “las pasadas manifestaciones frente al plantel de la hidroeléctrica han terminado en actos violentos destruyendo maquinaria y materiales dentro de la obra y sembrando el caos entre nuestros pobladores vecinos” llaman al “apoyo de la policía nacional”. Es evidente que la empresa ya tenía previsto ejercer violencia hacia la comunidad internacional, un ambiente de hostigamiento en una actividad pacífica y pretendió responsabilizar a los integrantes del COPINH.

Organizaciones, movimientos, colectivos y medios de comunicación de México reprobamos enérgicamente las agresiones hacia el pueblo Lenca, el COPINH, los pueblos de Honduras y a la comunidad internacional que participa en el encuentro de solidaridad de los pueblos “Bertha Cáceres”. Lamentamos que se disponga la seguridad nacional para proteger los intereses de la empresa DESA por arriba de los derechos de los pueblos y la comunidad extranjera a reunirse en un acto pacifico, espiritual e intercultural.

Hacemos un llamado a la comunidad internacional para que juntos velemos los derechos humanos y la integridad física y psicológica de los coordinadores e integrantes del COPINH y de las organizaciones, movimientos nacionales y extranjeras que participan y se solidarizan con los afectados por el proyecto Aguazarca, la familia de Bertha Cáceres y el pueblo Lenca.

Exigimos la cancelación del proyecto Aguazarca, por ser un proyecto que afecta los bienes naturales que le pertenecen a los pueblos y comunidades de Honduras. Exigimos el esclarecimiento del asesinato de la compañera Bertha Cáceres.

Movimiento Mexicano de Afectados por las Presas y en Defensa de los Ríos (MAPDER)
Red Mexicana de Afectados por la Minería (REMA)
Agencia Autónoma de Comunicación Subversiones