Acumulación por Desposesión: La Mina de Oro Pueblo Viejo de Barrick y Goldcorp en la República Dominicana

8 de agosto de 2012
James Rodriguez para Mimundo.org

El proyecto minero Pueblo Viejo de las compañías canadienses Barrick y Goldcorp, cual se estima empezará a producir en julio del 2012, es considerado “la mayor inversión extranjera hecha en República Dominicana (RD), de 3,500 millones de dólares.” (1)

Mientras los sectores financieros del país lo consideran una bendición económica, las poblaciones locales, ambientalistas, y grupos progresistas, se oponen al proyecto industrial debido a los daños sociales que ya ha causado al igual que la posibilidad de desatar un desastre ambiental irreversible en la isla caribeña de Española.

Durante el mes de abril, 2012, MiMundo.org documentó el impacto que Pueblo Viejo ha tenido a nivel local y nacional. Utilizando Google Earth, MiMundo.org preparó este mapa de la región identificando las comunidades afectadas, el área ocupada por el dique de colas El Llagal, al igual que otros puntos de referencia que serán citados durante el fotorreportaje.

“La primera concesión comercial para la explotación de Pueblo Viejo la obtuvo la New York and Honduras Rosario Mining Company en 1972. Le permitía explotar a cielo abierto oro, plata, zinc y cobre de 752 hectáreas cercanas a la ciudad de Cotuí.” La subsidiaria local, Rosario Dominicana S. A. explotó Pueblo Viejo de 1975 a 1999. “Se puede considerar que las operaciones de la Rosario Dominicana fueron desastrosas en términos ambientales, sociales y financieros. Al menos cuatro ríos de la zona se contaminaron con DAM [Drenaje Ácido Minero] y con descargas de las presas de colas, una de las cuales se desbordó en 1979 durante el huracán David, y más de 600 familias fueron desplazadas.” (2)

“Además, el interés de la empresa por hacer beneficios a corto plazo llevó a una falta de planificación estratégica, centrándose en la extracción de la capa superior de los óxidos, que constituían solo una pequeña parte de las reservas minerales. Cuando los óxidos superiores se agotaron, la compañía se vio sin la tecnología para explotar el resto de los minerales, los sulfuros. Incapaz de hacer la inversión de capital y desfavorecida por el bajo precio de los metales preciosos, la mina cerró permanentemente en 1999, dejando un desastre ambiental cuyo costo de reparación fue estimado entre 100 y 200 millones de dólares en 2001.” (3)

Sin llevar a cabo ningún tipo de reparación ambiental, la compañía canadiense Placer Dome es otorgada una nueva licencia para explotar Pueblo Viejo en 2003. Tres años más tarde, la minera más grande del mundo, la canadiense Barrick Gold, adquiere a Placer Dome. Durante ese mismo año, en el 2006, la tercera compañía minera en el mundo, y también canadiense, Goldcorp, adquiere el 40 por ciento de Pueblo Viejo. Barrick se mantiene como única operadora del proyecto a través de su subsidiaria local Pueblo Viejo Dominicana Corporation (PVDC). “Al pasar a manos de la Barrick, el proyecto tomó un mayor alcance y de una inversión de 336 millones de dólares prevista por Placer Dome pasó a una aproximada de 3.5 mil millones de dólares.” (4)

Ver fotorreportaje completo