México: Preocupación por la seguridad de defensores/as de los derechos humanos que se oponen actividades mineras en el Estado de Colima

Actúa Ahora

map_of_mexicoEn el último año las organizaciones que defienden los derechos indígenas y ambientales en el municipio de Comala, Colima, México, se han enfrentado a amenazas continuas, ataques, estigmatización y criminalización como resultado de su oposición a una concesión minera que se ha otorgado en la Comunidad Indígena Nahua de Zacualpan.

Esta concesión, hasta el momento, no tiene un estudio de impacto ambiental o otros permisos necesarios. Comunidades y organizaciones locales están preocupados de que la construcción de una mina en esta zona, tendría impactos negativos para la salud y el ambiente de la región, incluyendo para los usuarios del agua río abajo (300 mil habitantes). La concesión minera es para la exploración de oro, plata, cobre y manganeso y está siendo gestionado por GABFER, SA de CV cuyas otras conexiones corporativas e inversionistas son hasta el momento desconocidos y cuyo representante legal es Rigoberto Verduzco Rodríguez. Bios Iguana A.C., miembro de la Red Mexicana de Afectados por la Minería (REMA) y el Movimiento Mesoamericano contra el Modelo Extractivo Minero (M4), han sido el asesoramiento y acompañamiento del Consejo Indígena Para la Defensa del Territorio de de Zacualpan – CIDTZ en su campaña de información sobre los impactos de la minería y apoya a la decisión del CIDTZ de declarar su territorio libre minería y de actividades extractivas.

El 19 de septiembre de 2014, la Comisión Permanente del Congreso del Estado de Colima, en votación unánime, aprobó un punto de acuerdo dando a la policía el poder de evitar que personas extrañas a la comunidad entraran a Zacualpan. La intención fue dar un mensaje claro a los miembros de Bios Iguana A.C. que mantengan su distancia de la comunidad y ha resultado en un aumento en agresividad hacia los miembros de la organización.

Durante las últimas dos semanas, desde el 6 de octubre de 2014, el Sr. Gabriel Martínez Campos, presidente de Bios Iguana, ha denunciado varias ocasiones en las que carros y camionetas sin placas han pasado por delante de su vivienda, a veces lo han seguido. Unos vecinos suyos también han notado la presencia de vehículos desconocidos dando rondines por la cuadra donde vive. En cuatro ocasiones distintas durante ese período de tiempo Gabriel Martínez Campos ha sido abordado por personas desconocidos que le preguntaron por cómo va la situación en Zacualpan.

El 18 de octubre, miembros del CIDTZ y Bios Iguana organizaron un festejo en la ciudad de Villa de Álvarez, ya que no se les permite entrar en la comunidad de Zacualpan. Una patrulla de la policía municipal llegó y les preguntó qué estaba pasando. Se les informó que se trataba de una fiesta privada y se marcharon. Más tarde, una patrulla de la policía estatal llegó, lo cual es poco común en el barrio donde estaban. El vehículo pasó muy despacio por la calle y unas personas que estaban fuera escucharon a un ocupante decir “Esperancita”, antes de seguir sin detenerse. Esta fue una referencia a la Sra. Esperanza Salazar Zenil, coordinadora de Bios Iguana.

El 11 de octubre, Esperanza Salazar Zenil y otro miembro de Bios Iguana, el Sr. Alejandro Bueno, estaban caminando en el centro de Colima cuando una patrulla se paró en seco al lado de ellos. Uno de los dos agentes en el vehículo los saludó. Esperanza Salazar Zenil retribuyó el saludo y siguió caminando. Más tarde, mientras caminaban hacia sus casas volvió a aparecer la misma patrulla, esta vez los ocupantes no dijeron nada, solo pasaron muy despacio junto a los dos defensores y se rieron.

El 22 de septiembre, a las 10:10 horas, Alejandro Bueno recibió un mensaje amenazante en la red social Facebook de una persona supuestamente llamado Ángel Elektico. En el mensaje, que fue enviado de nuevo a las 10:15 horas, el autor dice que estaba pasando por delante de la casa del defensor de derechos humanos cuando pensaba en él, y le advirtió que debía tener mucho cuidado.

El 28 de agosto, un grupo autodenominado el “Movimiento anti bios-iguanas” crearon una página en Facebook. La página ha incluido mensajes amenazantes e insultantes hacia miembros de Bios Iguana. En un mensaje específico, dirigida a Gabriel Martínez Campos, el autor asegura ser un funcionario del gobierno anterior y alega que el defensor de derechos humanos ha recibido grandes sumas de dinero y que no tiene ningún interés en la defensa del medio ambiente.

El 26 de agosto, miembros de la CIDTZ participaron en una reunión con el Presidente Municipal de Comala, cuatro regidores y un diputado, en el que pedían mayor seguridad para la Comunidad, entre otras cosas. Un grupo de 6 personas entró de pronto en la sala para reventar la reunión. Comenzaron a tirar y empujar a la gente y pese a las peticiones para que el Presidente Municipal dejara su equipo de seguridad para ayudar a aquellos en la sala, se fue llevándose con él a los policías. 8 mujeres miembros de la CIDTZ resultaron heridas durante el incidente.

Esto es un resumen de una serie de incidentes recientes en los que miembros de Bios Iguana y el CIDTZ han sentido amenazados. No es una lista exhaustiva, y a pesar de la presentación de una solicitud formal el 18 de marzo de 2014 (Folio: 27877 de Expediente: 375/2014) a la Comisión Nacional de Derechos Humanos por medidas de protección para los miembros de sus organizaciones, aún no han tenido respuesta.

Front Line Defenders entiende que los incidentes anteriormente mencionadas forman parte de un intento de las autoridades de desacreditar, amenazar y criminalizar a defensores de derechos ambientales y indígenas por su participación legítima en actividades pacíficas contra la minería en Mexico. Front Line Defenders cree que estas acciones tienen como objetivo causar el temor a todos aquellos que se encuentran defendiendo sus tierras y sus derechos ante los intereses de empresas extractivas nacionales y extranjeras.

Fuente: Front Line Defenders. Also avilable in english here.